fbpx

¿Mi bebé, mi paciente?

Saber la diferencia hará la diferencia

mayo, 2020

Querida Mami, si tu bebé hoy se encuentra internado en la Unidad de Cuidados Intensivos Neonatales tienes que hacer conciencia de esta realidad:

“Tu bebé es tu hijo, no tu paciente”.

¿Por qué es tan importante tomar tu papel?

Porque eres el ser que más ama en su mundo, a quien mas conoce, a quien más necesita. Identifica el sonido de tu voz, conoce tu olor, tu llanto, tu risa, te siente e intuye incluso tu estado de ánimo. Desde su nacimiento se crea un vínculo único donde le das seguridad, amor, cuidados, sonrisas, todo esto nutre el alma de tu bebé. Este es tu rol, el de madre, nadie puede hacer este trabajo por ti y es por eso que debes tomar tu papel ahora. En tu próxima visita a tu bebé toma en cuenta lo siguiente:

Al médico lo que es del médico

Se que es difícil estar ahí adentro y no ver las pantallas, los monitores, las medicinas y todos los cables que le han puesto a tu bebé, sin embargo, cada vez que los veas piensa y repitete a ti misma que ese es el campo de doctores y enfermeras, tu no tienes juego ahí. Sabemos que en una sala de cuidados intensivos hay que estar siempre pendientes pero no hay que obsesionarse con ello. Confía plenamente en este maravilloso personal que atiende a tu bebé las veinticuatro horas y suelta, está en las mejores manos.

El amor de mamá es la mejor medicina

Cuando estés ahí pon toda tu atención en tu bebé, en su cuerpo, en sus sonidos, en su piel, en sus gestos, en su mirada. Aunque a veces cueste trabajo por el caudal emocional al que nos afrontamos en esos momentos, háblale, que tu voz le transmita la seguridad y tranquilidad que necesita ahora. Puedes elegir diferentes temas para platicarle: presentale a su familia y cuánto desean conocerla o conocerlo, hablale de su papá, de sus abuelos, de sus primos, puedes contarle cómo se conocieron sus padres, cuéntale sobre tus creencias y el Dios en el que crees, un bello cuento de cuna. Hay tantos hermosos temas que puedes compartir con tu bebé y que a los dos los hará sentir bien mientras su vínculo crece y se fortalece.

Entrégate al momento

Cada minuto es valioso, es parte de su historia. Acompañarlo en su proceso de crecimiento y sanación es una tarea honorable para cualquier madre por lo que asegúrate de estar y dar tu cien por cien, presente en todo momento. El trabajo, las amistades, la familia, todo puede esperar para ser atendido, ahora lo más importante en tu vida es tu bebé y su salud. Pon atención a todo lo que vives a su lado porque te está enseñando constantemente sobre la vida, sobre el amor y sobre la maternidad.

Disfruta a tu bebé intensamente en cada una de tus visitas, recuerda que estas ahí para ser su madre, su mas fiel acompañante en su camino de vida que le ama incondicionalmente.

Animo mami, recuerda que todo es temporal y que todo siempre sale de la mejor forma posible. ¡Confía!

Tu instructora:

Patricia Mora
Life Coach Espiritual, Tanatóloga y Escritora

Es un hecho que los padres que tenemos uno o más bebés en el cielo necesitamos apoyo y orientación de calidad. Tenemos derecho a un espacio donde aprender y sentirnos contenidos y apoyados ante un duelo poco reconocido y sumamente doloroso. Después de ver a mis tres bebés trascender es mi misión transmitir mi experiencia, conocimientos y aprendizajes a cada ser humano que desea tomar una dirección de crecimiento, llena de significado y propósito.

Pin It on Pinterest

Share This