fbpx

¿Qué es el duelo del hijo sano?

Afrontando una nueva realidad

junio, 2020

Mientras tratamos de enseñar a nuestros hijos todo acerca de la vida, nuestros hijos nos enseñan de qué trata la vida.

– Angela Schwindt

Cuando se espera la llegada de un bebé a nuestra familia, seamos conscientes o no, guardamos y proyectamos expectativas en este pequeño ser que apenas vendrá a casa. Pero, ¿qué pasa cuando en el transcurso del embarazo se detecta un diagnóstico especial o una condición diferente en el bebé?

Naturalmente, los padres e incluso la familia del nuevo integrante se desconcierta y no saben cómo manejar y hacer frente a ésta situación que es desconocida para todos, sumamente retadora y agobiante. Es aquí cuando hace su aparición un duelo no esperado, aquel que implica la pérdida de un hijo o hija que desarrolle una vida en el marco de la normalidad tal y como la conocemos. Si este es su caso, probablemente esté experimentando emociones como tristeza, frustración, impotencia, enojo, desesperanza y mucho miedo. Su sentir es inherente al duelo, sin embargo existen algunas consideraciones a tomar en cuenta durante ésta etapa durante su embarazo:

Saber que cada caso es diferente

Normalmente buscamos estadísticas y probabilidades alrededor de la condición de nuestro bebé, sin embargo hay que tener presente que cada caso es único y que si bien los datos arrojan una tendencia, cada organismo reacciona y evoluciona de diferente forma. Son muchos los factores que influyen en el desarrollo del bebé y en su crecimiento, por lo que es recomendable tener en cuenta que el nuevo integrante de la familia es un caso particular.

Cumplir con su parte

Como padres, es fundamental hacer todo aquello que nos corresponde: cuidar el embarazo y nutrirse adecuadamente, tener un monitoreo constante con el especialista prenatal de su bebé, hacerse los estudios y análisis oportunamente, mantenerse tranquilos en la confianza de que todo se desarrolla de la mejor forma. Hay que crecer en la fe, independientemente de las creencias o religión que se profese, todas nos acercan al amor supremo. Los bebés son grandes guerreros que desde el vientre luchan por salir adelante, hablen con él/ella para darle amor y tranquilidad, ya que los escucha y siente en todo momento.

Mantener la calma

Es importante controlar la ansiedad ante la incertidumbre y adoptar técnicas que pueden disminuir sus síntomas como la meditación, la respiración consciente, la observación del propio pensamiento, distraer la mente en diversas actividades, adoptar o practicar un hobby, leer y aprender sobre temas de interés, entre otros. Hay que tener presente que la ansiedad es inofensiva y que la incertidumbre es la única constante en la vida de todos los seres humanos, somos capaces de generar tolerancia a ésta aceptando que permanecerá presente, los múltiples escenarios que imaginamos no pasarán de la forma como pensamos.

Finalmente, como padres hay que sabernos capaces de afrontar lo que la vida tiene para nosotros, apoyamos a nuestros hijos con diversos recursos de los cuales el indispensable es el amor: amamos de forma incondicional al bebé que viene en camino por ser un gran regalo de vida.

Tu instructora:

Patricia Mora
Life Coach Espiritual, Tanatóloga y Escritora

Es un hecho que los padres que tenemos uno o más bebés en el cielo necesitamos apoyo y orientación de calidad. Tenemos derecho a un espacio donde aprender y sentirnos contenidos y apoyados ante un duelo poco reconocido y sumamente doloroso. Después de ver a mis tres bebés trascender es mi misión transmitir mi experiencia, conocimientos y aprendizajes a cada ser humano que desea tomar una dirección de crecimiento, llena de significado y propósito.

Pin It on Pinterest

Share This